Anuncios publicitarios

Fungicidas sistémicos – Definición y modo de aplicación

Actualmente existen muchas clases de fungicidas que son utilizados para diferentes motivos. Normalmente los fungicidas son utilizados con frecuencia por el sector agrícola ya que es una buena alternativa para tener sus cultivos sanos. Gracias a la gran variedad de fungicidas que existen se pueden combatir la gran parte de las enfermedades que aparecen sobre todo en las plantas. Uno de los fungicidas más destacados y probablemente más famosos hasta ahora son los fungicidas sistemáticos.

¿Qué son los fungicidas sistémicos?

Los fungicidas sistémicos, también denominados como fungicidas sistemáticos o erradicadores, son unos fungicidas que poseen una base de propamocarb que actúan de manera protectora y curativa en las plantas evitando así una amplia variedad de hongos que son los causantes de enfermedades en los tallos y en las raíces de estas, así como de otras partes de la planta. Una de las características principales de este tipo de fungicidas es que posee un efecto impulsor en el desarrollo y crecimiento de las plantas.

A diferencia de otros tipos de fungicidas, este tipo de fungicidas se usa para poder dar tratamiento a todas aquellas plantas que están afectadas por algún tipo de hongo. Normalmente, este tipo de productos suele ser absorbidos por las plantas y se va desplazando por el interior de esta. Así pues este tipo de fungicidas se van transmitiendo y desplazándose en las distintas zonas de una misma hoja sin embargo, no son capaces de pasar de una hoja a otra.

La aparición de los fungicidas fue causada porque la gran mayoría de los problemas agrícolas son causados por los hongos de hecho cualquier tipo de hongo provoca a las plantas miles de enfermedades. Actualmente se conoce más de 8000 tipos de enfermedades causadas por los hongos y por lo tanto los fungicidas son un producto necesario para el mantenimiento del cultivo. De forma general, los hongos suelen atacar a las plantas, los cultivos y los arboles hasta el punto de llegar a matarlos si no se trata correctamente y es por esta razón que los fungicidas son necesarios.

te puede interesar:

Anuncios publicitarios

Fungicidas sistemicos¿Cómo se aplican estos productos?

Los fungicidas sistémicos  tienen distintos modos y métodos de aplicación. Entre los que encontramos:

  • Modo foliar: este método o modo se basa en rociar cierta cantidad de fungicida sobre la planta sin embargo cuando se usa este método se ha de recordar que es muy importante envolver el envés de cada una de las hojas de la planta para poder así garantizar una completa protección sobre ella y para que la planta pueda absorber todo el producto.
  • Método granular: este método se utiliza también rociándolo sin embargo, la diferencia que tiene con el método foliar es que se ha de aplicar a una distancia que va desde la base de un árbol, planta o arbusto hasta las ramas donde cae el agua. Esta distancia es la ideal para que la raíces de las plantas absorban todo el producto rociado y lo puedan ir desplazando y distribuyendo por todas las partes de las plantas.

¿Los fungicidas sistémicos afectan al medio ambiente?

Muchas veces las personas que suelen utilizar habitualmente en sus cultivos o plantas este producto se preguntan si estos productos respetan al medio ambiente. Como cualquier otro producto químico que se utiliza o que introducimos en el medio ambiente son peligrosos y dañinos para el medio ambiente. Es por esta razón que los fungicidas sistémicos también son peligrosos para el medio ambiente y además se ha de mencionar que dicho producto se debe de utilizar correctamente, respetando las medidas de seguridad y no abusando de ellos ya que aparte de ser perjudiciales para el medio ambiente si este tipo de producto se utiliza de manera incorrecta puede dañar gravemente el bienestar y la salud tanto de los seres vivos como de los animales.

¿Los fungicidas sistémicos son 100% eficaces?

Aunque la gran mayoría de los fungicidas son eficaces hay una desventajas de estos productos y es que uno de los riesgos de utilizar los fungicidas sistémicos es que hay una mínima probabilidad de que los hongos evolucionen una cierta resistencia a los productos químicos que contiene dicho fungicida y por lo tanto se hagan más agresivos de lo que eran antes.

Anuncios publicitarios
Categories: fungicidas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *