Anuncios publicitarios

Definición de la Contaminación Química

Se define como contaminación química a la alteración causada en el medio natural como consecuencia de la introducción de agentes químicos ya sean sólidos, líquidos o gaseosos (contaminantes), causando inestabilidad, perturbación o, daño en el  ecosistema, en el medio físico y en los seres vivos incluyendo al ser humano.

Este tipo de contaminación aunque es una contaminación que puede ser poco conocida, es muy perjudicial para la salud de los seres humanos.  Por lo tanto, siempre viene bien conocer todo los tipos de contaminación para poder controlarla o en todo caso para poder evitar que perjudique la salud.

La contaminación química se basa en una alteración o modificación peligrosa del estado natural que posee un medio, es decir, este tipo de contaminación es la consecuencia que se causa por introducir un elemento totalmente desconocido en un medio. Esto trae como efectos un desequilibrio, daño, desorden y malestar de un ecosistema, ya sea de un ser vivo o del medio ambiente en general.

te puede interesar:

 ¿Cuáles son los contaminantes químicos?

En la contaminación química existen los denominados “contaminantes químicos” estos contaminantes se refieren a todo elemento inorgánico u orgánico además de todo elemento artificial o natural que tiene la posibilidad de dañar la salud de los seres vivos de alguna manera o que puede afectar de manera negativa al medio ambiente. Los contaminantes químicos pueden aparecer en estos estados físicos:

Contaminantes químicos Gaseosos:

Estos contaminantes químicos pueden aparecer en forma de vapor y humo. Este tipo de contaminación es causada por una liberación continua, de gases como  los de vehículos y en general del tráfico, el humo que se libera de las chimeneas, quemar mercurio en el aire libre, entre otros. También puede ser causada por la  liberación instantánea de todo tipo de gases de manera accidental como por ejemplo los emitidos por los incendios o de manera deliberada como la emisión de los gases de efecto invernadero, llamados los cloro fluoro carbonados (CFC). Así, los mayores gases contaminantes por la quema de combustible fósil son: el dióxido de carbono, el monóxido de carbono, los hidrocarburos, los óxidos de nitrógeno, los óxidos de azufre, los cuales causan  severos daños a la capa de ozono, así como también son nocivos para la salud de la población humana, animales y plantas.

 Contaminantes Químicos Sólidos:

Este tipo de contaminantes generalmente se depositan en el suelo y las aguas. Así mismo,  se introducen también como contaminantes químicos sólidos, elementos como los minerales de asbesto, las partículas contaminantes absorbidas de elementos sólidos, polvos liberados o algún otro tipo de sólido que se encuentre en suspensión.  De igual manera, se incluyen compuestos orgánicos e inorgánicos disueltos o dispersos en el agua. Así mismo, también son contaminantes químicos sólidos, los contaminantes inorgánicos de múltiples productos disueltos o dispersos en el agua que provienen de las descargas domésticas, agrícolas e industriales y también partículas resultantes de la erosión del suelo, entre ellas, cloruros, sulfatos, nitratos y carbonatos. Igualmente, entran en esta categoría de contaminantes químicos sólidos, los desechos químicos humanos y de animales, de rastros o mataderos, de procesamiento de alimentos para humanos y animales, diversos productos químicos industriales de origen natural como aceites, grasas, breas y tinturas,  productos químicos sintéticos como pinturas, herbicidas, insecticidas, entre otros.  Los contaminantes orgánicos sólidos consumen el oxígeno disuelto en el agua y afectan a la vida acuática (eutrificación).

Contaminantes Químicos Líquidos:

Los contaminantes químicos líquidos son fluidos, que presentan como característica la de tomar la forma de los recipientes que los contienen. Los líquidos, corresponden a un estado normal de una sustancia a 25 oC y 760 mm de Hg de presión. El tamaño de las partículas es molecular. Muchos líquidos contaminantes son el resultado del proceso de fabricación de pesticidas, medicamentos y otros productos químicos. Igualmente, estos líquidos contaminantes se producen del proceso de refinamiento. Algunos de ellos son de alta peligrosidad porque causan graves consecuencias en la calidad del agua potable. Los líquidos contaminantes pueden ser hidróxidos, ácidos clorhídrico, acético, fumárico, sulfúricos, nítrico, benzoico, bases de sodio, calcio, magnesio compuestos carboxílicos residuos nitrogenados, entre otros.

Este tipo de contaminación química es la más perjudicial ya que es la que más problemas suele dar para la salud. Esta contaminación puede ser liberada de dos maneras: Controlada, significa que se conoce la concentración exacta de la sustancia química y la cantidad que se va a liberar y la incontrolada que se libera mediante una manipulación, por accidente o un error en el almacenamiento.

Antecedentes de la Contaminación Química

La contaminación no es un fenómeno nuevo. De hecho, es más antiguo de lo que la mayoría de la gente tiene conocimiento. Los arqueólogos excavando a través de sitios de asentamientos del Paleolítico superior (asentamientos de los primeros humanos modernos, hace 50 mil años), habitualmente encuentran montones de herramientas de piedra desechadas y la basura de la fabricación de estas herramientas. Incluso podría decirse que el uso de leña para fuego marcó el comienzo de la era de la contaminación atmosférica.

Igualmente, la contaminación por plomo de fundiciones romanas puede rastrearse en toda Europa. Sin embargo toda esta contaminación temprana fue limitada en sus efectos sobre el medio ambiente, pues los seres humanos se movieron desde las sociedades nómadas que posteriormente se establecieron, sin embargo, la contaminación aumentó en magnitud, convirtiéndose en un verdadero problema para el medio ambiente y sus habitantes humanos y no humanos.

Aunque la contaminación de grandes proporciones ha sido un problema desde los siglos anteriores a la edad media, cabe destacar que fue después de la II Guerra Mundial, cuando el tipo de contaminación involucrado ha cambiado significativamente.

Este hecho se debe a que las industrias comenzaron la fabricación usando materiales sintéticos como los plásticos, los bifenilos policlorados (PCB) y pesticidas inorgánicos como dichlorodiphenyl tricloroetano (DDT). Estos materiales no sólo son tóxicos, sino que se acumulan también en el medio ambiente, ya que no son biodegradables. Por lo tanto, se conocen en la actualidad, las mayores tasas de cáncer, defectos de nacimiento físico y retraso mental, entre otros problemas de salud, producto de esta contaminación ambiental.

Igualmente, existe una preocupante pérdida de la biodiversidad de especies animales y vegetales extinguidas a un ritmo alarmante. Por lo que, hay un mayor riesgo de accidentes catastróficos, como el que ocurrió en Bhopal, India. Así mismo, aun cuando se evidencian altísimos costos por la  tremenda y complicada limpieza de vertederos de residuos peligrosos y la dificultad en la eliminación de estos productos químicos, la contaminación del agua, tierra y del aire seguirá siendo un problema para las generaciones venideras.

Antecedentes de la Contaminación Química del Agua

El agua es esencial para la vida, por esta razón muchos asentamientos comenzaron siempre cerca de una fuente de agua. Así, los conflictos por el control de tales fuentes comenzaron en los tiempos antiguos y siguen hoy en día, y son más que evidentes en el Medio Oriente, por ejemplo.

Así, el Proyecto de Acueducto Nacional de Israel fue blanco de ataques por los países árabes vecinos y es un factor de aumento en las tensiones que llevaron a la guerra de los seis días de 1967.

Lamentablemente, no se entiende la importancia del agua limpia hasta la segunda mitad del siglo XIX, en un desarrollo relativamente reciente. En la antigua Roma, los sistemas de cloacas llevaban los desechos humanos al río Tíber. Ya desde el 312 antes de Cristo, el río estaba tan contaminado, que los romanos tuvieron que construir acueductos para obtener agua potable.

Por lo tanto, la contaminación del agua con aguas residuales ha sido siempre el catalizador de muchos brotes de enfermedades tales como  la fiebre tifoidea y el cólera a lo largo de los siglos, en muchas partes del mundo. Incluso hoy en día, en numerosos países en desarrollo, el cólera aún mata a decenas de miles cada año porque el agua potable no está disponible o accesible para todos.

La conexión entre la contaminación del agua con desechos humanos y los brotes de enfermedades como el cólera no se entendió hasta la década de 1850. En 1854, un devastador brote de cólera se apoderó de la parte del Soho de Londres, centrado alrededor del pozo de Broad Street.

Por lo tanto, fue un médico llamado John Snow, quien se ha convertido en uno de los más celebrados detectives de los casos, debido a que dedujo que la causa del brote era la contaminación de Broad Street. Aunque nadie le creía, Snow sugiere sacar la manija de la bomba del pozo. Una vez que el pozo no estaba en uso, la epidemia terminó. Desafortunadamente para Snow, llamar a la eliminación de los pozos negros en las cercanías de la zona no fue escuchada durante bastante tiempo.

En los Estados Unidos, los desechos humanos fueron vertidos a los ríos americanos durante siglos. No sólo eran las fuentes de agua dulce utilizadas como descargas de aguas residuales en la mayor parte del mundo occidental (algunos, países asiáticos utilizan desechos humanos como abono, en su lugar), sino también los desechos industriales se han venido descargando también, durante años en ríos y arroyos del continente y del mundo.

Por ejemplo, los desechos del curtido del cuero, los residuos y desechos de la matanza de los animales, fueron demasiado frecuentes en los comienzos, como contaminantes de fuentes de agua.

Mientras que progresó la Revolución Industrial, la contaminación del agua se convirtió en una gran crisis, debido a que las fábricas encontraron en las fuentes de agua, especialmente ríos, un conveniente medio de eliminación de los residuos. La tendencia continuó en el siglo XX. El río de Cuyahoga en Ohio se incendió varias veces desde la década de 1930, como resultado de las manchas de petróleo y residuos industriales inflamables vertidos en él. Junto con la contaminación con desechos humanos y generalizados de los ríos, el fuego en el Cuyahoga en 1969, condujo a la promulgación de la ley de 1972 de agua limpia (Clean Water Agency, CWA). La CWA prohíbe la descarga de contaminantes en las vías fluviales navegables, y no hay duda que esta ley ha mejorado considerablemente la calidad del agua en los Estados Unidos.

Sin embargo, no hay ningún estándar realista en cuanto a limpieza, un criterio cierto para saber el significado de lo qué es limpio, y la ley ha sido criticada por llevar al derroche de dinero sin controles eficaces y sistemas de monitoreo.

También existe la dificultad inherente en el control de la contaminación de fuentes no localizadas, contaminación difusa o fuentes que no son fácilmente identificables, una tarea más difícil que el control de la contaminación de fuente puntual, que puede predecirse, controlando y supervisando.

La era post guerra mundial se vio una explosión de las industrias y los avances tecnológicos en los países desarrollados, que van desde la ingeniería a la medicina. Muchos avances que se produjeron durante la guerra probaron ser inestimables en tiempos de paz.

Los Antibióticos salvaron millones de vidas, igual que pesticidas como el DDT, un compuesto que reduce la incidencia de tifus durante la guerra y más tarde ayudó al control de la malaria en todo el mundo. Sin embargo, muchos subproductos de los residuos industriales encontraron su camino en el agua, ya sea por descarga directa desde las empresas o a través de lixiviación en aguas subterráneas de sitios de descarga.

Estos subproductos causaron muertes masivas de fauna silvestre y son también la causa de tasas elevadas de cáncer, defectos de nacimiento y coeficiente intelectual más bajo en personas que subsistieron en las aguas contaminadas por las industrias pesadas.

Antecedentes de la Contaminación Química del Aire

El crecimiento de los centros de población junto con el combustible de leña a carbón en nubes de incendios emitiendo humo sobre las ciudades, causaba ya una fuerte contaminación del aire,  en el siglo XI.

Las normas de contaminación de aire aparecieron por primera vez en Inglaterra en 1273, pero por varios siglos próximos, los intentos de controlar la quema de carbón se ejecutaron con una notable falta. El problema no se limitaba a Londres, ni se limitó a Inglaterra. Como la Revolución Industrial recorrió países, y como el carbón llegó a ser común en residencias privadas, la contaminación por humo y hollín, así como industrial reclamó y sigue reclamando más vidas.

En los Estados Unidos, Donora, Pennsylvania, se hizo famosa por una tragedia que simboliza los peligros de la contaminación atmosférica industrial. El 26 de octubre de 1948, una gruesa niebla maloliente envolvió la pequeña ciudad industrial. A diferencia de las habituales nieblas, no se disipó mientras progresaba el día. En cambio, permanecía en el suelo durante cinco días. Veinte personas murieron en Donora y 7.000 fueron hospitalizados con problemas respiratorios. La causa fue una anomalía de tiempo que había atrapado las emisiones tóxicas de residuos del zinc de la planta de fundición cerca del suelo.

El desastre de Donora trajo contaminación del aire y un foco en los Estados Unidos, por lo que, allanó el camino para la ley de aire limpio, promulgada en 1963 y que se consolidó en 1970.

Anuncios publicitarios

Entre el 5 y el 9 de diciembre de 1952, 4.000 personas murieron en Londres como resultado de la contaminación atrapada en una inversión térmica (una condición donde el aire cerca del suelo es más frío que la capa por encima de él y por lo tanto es incapaz de elevarse por encima de éste, quedando atrapado). Este incidente, generó la creación  del Acto de Aire Limpio, de Inglaterra en 1956. Igualmente, el humo de las centrales eléctricas de carbón crea el problema relacionado con la lluvia ácida. Gases (dióxido de azufre y óxidos de nitrógeno) liberados por la quema de combustibles fósiles hacen la lluvia más ácida y por lo tanto corrosiva.

En consecuencia, la lluvia ácida mata las estructuras de las plantas y árboles causando severos daños a la flora. También se acumula en ríos y arroyos dando lugar a lagos que están ya desprovistos de vida en gran parte del este de Norteamérica y Escandinavia.

En todo el mundo, la llegada de los vehículos con motor de combustión interna agrava la contaminación del aire, agregando partículas y gases contaminantes que afectan la respiración de las personas. El uso de gasolina con plomo, con elevados niveles de plomo en sangre, en las poblaciones de todo el mundo. Así mismo, aún cuando la gasolina con plomo fue eliminada en los Estados Unidos a partir de 1976, todavía está en uso en muchas partes del mundo en 1987, y sorpresivamente, aún hasta el momento hay países en los que la gasolina con plomo se usa como combustible. Igualmente, los científicos descubrieron un agujero en la capa de ozono y reconocieron una seria amenaza para la capa que protege la tierra de la radiación ultravioleta del sol. Por lo tanto, el protocolo de Montreal, de 1987, se dirigió a poner en evidencia el daño causado a la capa de ozono por un grupo de elementos químicos conocido como los cloro fluoro carbonados (CFC), que eran comunes en envases de aerosol y acondicionadores de aire. Por lo que, el protocolo de Montreal establece como meta la eliminación de los CFC en productos de consumo e industriales. Igualmente, el acuerdo del cambio climático firmado en Río de Janeiro, Brasil, en 1992 se dirigió a concientizar acerca del supuesto de los “gases de invernadero,” gases que atrapan calor en la atmósfera y dan lugar a una tendencia de calentamiento global. El acuerdo de río y el llamado Protocolo de Kyoto (1997) para una reducción de las emisiones de gases efecto invernadero, se ha avanzado muy poco, siendo los Estados Unidos, el principal generador de gases de efecto invernadero, nunca firmó el Tratado y el Presidente George w. Bush ha rechazado Protocolo de Kyoto de manera total, estando en la misma condición hasta el día de hoy.

Antecedentes de la Contaminación Química del Suelo

Al principio del siglo XX, William T. Love imaginó una comunidad modelo en Nueva York, en el borde de las Cataratas del Niágara. Love cavó un canal para alimentar de agua a lo que él imaginó que sería una combinación de áreas industriales y residenciales en su comunidad. Sin embargo, Love no pudo completar su proyecto. Durante la década de 1920 el canal cavado fue convertido en un vertedero operado por la compañía química Hooker. En 1953 Hooker vendió el sitio a la Junta de Educación de las Cataratas del Niágara por $1, con el descargo de su responsabilidad, y todas las premisas anteriormente descritas han sido completadas al nivel del grado presente, con productos de desecho resultantes de la fabricación de productos químicos. La ciudad construyó una escuela primaria en el sitio y las casas fueron agregadas más adelante. Con los años, los contenedores soterrados se llenan con aproximadamente 21.000 toneladas de residuos químicos corroídos. En 1977 una precipitación récord provocó una consecuencia trágica,  la basura comenzó a filtrarse en las casas y patios  de la gente. Así, el canal de Love ha sido oficialmente asociado con altas tasas de defectos congénitos, abortos espontáneos y otras enfermedades graves como resultado de la contaminación del suelo.

Otros Antecedentes de la Contaminación Química

En 1984, 30 toneladas de isocianato de metilo, un gas  letal  fueron lanzadas en el aire en Bhopal, India, de una planta de la Unión Carbide. Miles de personas (las estimaciones van desde 2.500 a más de 8.000) murieron inmediatamente. Las muertes y discapacidades continuaban asolando a la población para los años siguientes, en lo que se denominó, en el momento, “el peor accidente industrial en la historia.” Un año más tarde, en el Instituto, Virginia Occidental, otra planta de Unión Carbide lanzó gases tóxicos a la atmósfera, dando por resultado enfermedades entre los residentes de la ciudad. Profundamente preocupada por la posibilidad de un desastre como  el de Bhopal, en los Estados Unidos, el congreso actuó con rapidez para aprobar los planes de emergencia y comunidad del acto (EPCRA). La ley obliga a las empresas que manejan residuos peligrosos, a proporcionar la divulgación completa de sus actividades contaminantes anuales, facilidades de almacenamiento y manipulación, así mismo, les obliga a informar la liberación accidental de material peligroso en el ambiente en una cantidad por encima de un establecido límite de seguridad y todo el material necesario para las autoridades locales responder a cualquier accidente, implica tener los materiales peligrosos en sitio. Luego de promulgada la ley, se informó una reducción substancial en los lanzamientos tóxicos por las empresas que deben participar en la divulgación de la EPCRA.

Riesgos de este tipo de contaminación 

Se considera riesgo a todo aquello que pone en peligro  la seguridad y la salud de los seres vivos, en este caso se refiere al riesgo causado por la utilización, fabricación, manipulación o la presencia de elementos químicos. Este tipo de contaminación tiene dos problemas, por un lado está el problema comercial de los productos químicos y por el otro lado está la producción y uso de contaminantes químicos en la zona de trabajo. Es por eso por lo que  una persona puede estar en contacto directo con este tipo de contaminación, por ello hay distintas maneras que este tipo de contaminación afecte a la salud de un ser humano como son:

Por Vía respiratoria: Esta es la más importante para la higiene laboral. En este tipo de vía se introducen los contaminantes por la nariz, bronquios, boca, laringe y tráquea.

Por Vía cutánea: Esta vía es importante sobre todo para las personas que trabajen con disolventes orgánicos que entran al torrente sanguíneo a través de la piel.

Vía digestiva: Este tipo de vía está relacionada con el aparato digestivo. Y posiblemente es la más importante para las personas que manipulan  plomo.

Vía parenteral : Suele generarse una contaminación cuando existe una solución de continuidad, dicho de otra manera, por ejemplo si tienes una pequeña herida en la piel y el contaminante entra en ella hacia el interior de tu organismo.

Efectos de este tipo de contaminación

Los efectos de esta clase de contaminación los podríamos diferenciarlos en dos grupos: efectos de la contaminación química para el ser humano y para los animales o el medio ambiente.

Para el ser humano: Hay muchos investigadores que dicen que la consecuencia de la contaminación química es porque están en contacto directa con ella, esto puede deberse sobre todo al nivel económico y social que hay en una zona. Es el ejemplo de las zonas de pobreza donde no existe una gran cantidad de agua potable y se tiene que apañar con agua contaminada con productos químicos.

Para los animales y el medio ambiente: Sobre todo para los seres acuáticos ya que la contaminación química afecta sobre todo al agua. Esto sucede por el vertido de metales y elementos muy contaminantes en él, un ejemplo de estos elementos puede ser el cadmio el plomo, el cobre y el mercurio.

Impacto de la Contaminación Química

Los productos químicos tienen un importante impacto en el medio ambiente, que va desde el fenómeno del cambio climático hasta los efectos letales que causa en la fauna y la flora, así como  la contaminación del agua potable. Por lo tanto, dado que se tienen grandes riesgos con su contaminación, se requiere hacer un uso más prudente y oportuno de los productos químicos, así como realizar un control urgente de las emisiones y eliminación de sus desechos, crucial para asegurar un medio ambiente adecuado para el futuro. Para ello, se necesita asumir una responsabilidad sincera de la protección, la seguridad y la salud, promoviendo prácticas sostenibles frente al uso de los productos químicos, así como  el control de las emisiones y  la eliminación de sus desechos.

Por muchos tiempo los residuos químicos provenientes de las instalaciones se estado eliminando de manera  indiscriminada en el aire, las fuentes de agua y el suelo. Sin embargo, en algunos países se han establecido prácticas y controles adecuados para mitigar el impacto sobre el medio. No obstante, en la mayoría de los  países se siguen enfrentando serios problemas de contaminación por químicos.  De igual manera, los costos ambientales se ven como un complemento necesario al desarrollo y el crecimiento económico. Más que todo, los costos a largo plazo para la sociedad debe ser estudiados adecuadamente al momento de tomar decisiones para fijar los criterios claros de impacto en función de la preservación del medio ambiente.

En los países desarrollados el énfasis ha sido puesto en corregir los errores en el uso de los químicos e implementar políticas para resarcir los daños en el futuro. No obstante, los países en desarrollo y las economías en transición buscan la  oportunidad de aprender de los errores de los países desarrollados, aplicando la prevención en nuevas instalaciones con principios del diseño. Un aspecto importante de esta situación es darse cuenta que la contaminación atraviesa las fronteras. Mientras que un país pueden tener programas para prevenir las emisiones y la eliminación de residuos inadecuados, un país vecino puede no tenerlos y la contaminación viaja por el aire, así como por las vías navegables. Por lo tanto, para tener programas nacionales realmente efectivos para el medio ambiente, debe existir una estrategia internacional coordinada para promover un enfoque similar para todos los países.

Prevención de la Contaminación Química

La Contaminación química es perjudicial para los seres humanos, animales y el medio ambiente. La lluvia ácida, el agotamiento de la capa de ozono y gases de efecto invernadero pueden ser limitados tomando las medidas necesarias en el propio hogar para evitar dicha contaminación. Casi todo lo que hacen los seres humanos afecta la calidad del aire, agua y suelo. Por lo tanto, el objetivo de la prevención de la contaminación química se puede lograr, sin embargo se requiere de educación pública, de un cambio de mentalidad y alteración de toda la vida, con arraigados procedimientos operativos.

Prevención de la Contaminación Química en  Casa

En el hogar las personas pueden aplicar medidas de manera inmediata que reduzcan la contaminación química. algunas de estas medidas son:

-Usar productos que han sido elaborados de una manera que se haya reducido el desperdicio. Por lo tanto, compre productos reciclados. Así mismo, comprar productos duraderos que utilicen lo menos posible empaquetado. Además, comprar solamente los productos químicos que se necesitan.  

-Utilizar productos químicos domésticos y productos antes de que se descompongan o vayan a  llegar a su fecha de caducidad. Regalar cosas como pintura y sustancias químicas a las personas que las vayan a utilizar. Reciclar, reutilizar o donar los líquidos de los automóviles, no verterlos  por el desagüe o tirar en la basura regular.  

-Limitar el uso de sus coches y vehículos de motor. Montar en bicicleta o transporte público ayudará a reducir la cantidad de productos químicos en el aire.

-Añadir aislamiento a las paredes para que su casa sólo utilice la energía y el calor que necesita. Por lo tanto, selle las puertas y ventanas, ya que el calor excesivo y la energía liberada en la atmósfera tiene efectos negativos para el medio ambiente. También, asegúrese de que su fosa séptica se alinea adecuadamente para evitar fugas, sin embargo, es preferible del embaulado de las aguas servidas y residuales.  

-Utilice los desechos de frutas y residuos vegetales como mantillo o compost en vez de abono químico. Trate de no utilizar químicos herbicidas y pesticidas en su jardín.

Prevención de la Contaminación Química en el trabajo

-Mantenga su área de trabajo limpia y bien etiquetada si su empresa utiliza productos químicos. Mantenga los contenedores bien sellados e inspeccionados para asegurarse de que están libres de contaminación y sin fugas. Igualmente, mantener los flujos de residuos separados para reutilización, reciclaje o tratamiento. Evitar que los materiales no peligrosos se contaminen.

-Trabajar para que su empresa se involucre en el programa de intercambio de residuos industriales. Utilizar materiales reciclados y sustancias no tóxicas siempre que sea posible. Invertir más en programas de residuos peligrosos. Utilizar iluminación eficiente e inodoros de bajo flujo.
-Crear incentivos para los empleados en el uso colectivo del vehículo y manejar el uso del vehículo de la empresa.

-Reducir el uso de vehículos de motor siempre que sea posible.

-Asegúrese de que los empleados reciben instrucciones para trabajar con productos químicos específicos. Ejecutar pruebas frecuentes y ofrecer clases y sesiones de información para mantener a los trabajadores al día, sobre técnicas adecuadas de movimiento, almacenamiento y eliminación de productos químicos.

-Usar productos no tóxicos y sin químicos siempre que sea posible.

Consejos para no realizar Contaminación Química

-Sustituya tanto como le sea posible por materiales naturales, los materiales químicos, tales como el uso desechos orgánicos y compost en lugar de fertilizantes químicos.

-Consuma  pescado de pesca sostenible, en lugar de pescado común, debido por la contaminación con PCBs y mercurio.

-Evite las comidas procesadas, ya que en los procesos se añaden muchos químicos.

-Utilice solo productos ecológicos y naturales para limpieza.

-Cambie los productos de higiene personal por marcas ecológicas.

-Busque cambiar las amalgamas dentales antiguas (muchas veces realizadas con altas concentraciones de mercurio), por amalgamas naturales.

 

ADVERTENCIA:  Siempre tome precauciones cuando utilice productos químicos. Nunca mezcle los productos químicos sin el adecuado conocimiento de los mismos.

Anuncios publicitarios
Categories: Química

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *