Contaminación alimenticia – ¿Qué es? ¿Cuáles son sus causas y efectos?

¿Qué es?

La gran mayoría de las personas ha oído hablar de las bacterias que tiene algunos alimentos y de las enfermedades que pueden llegar a producir, pero ¿Sabemos lo que es la contaminación alimenticia o en que se basa?

Los tipos de contaminación son diversos, conócelos todos aquí

Definición de la contaminación alimenticia

La contaminación alimenticia es una intoxicación que se provoca por estar en contacto directo con elementos tóxicos que son desplazados por los alimentos, ya sean sólidos o líquidos. Este tipo de contaminación se produce con la ingestión de varios alimentos que contienen partículas contaminantes, estas partículas contaminantes pueden ser sustancias inorgánicas u orgánicas que dañan el bienestar del organismo, estas sustancias pueden ser: agentes biológicos patógenos, metales pesados, toxinas, venenos, entre otros.

En casi todos los sucesos de intoxicación alimentaria suelen estar provocadas por virus, parásitos, baterías patógenas o priones, es por ello que esta contaminación suele aparecer por la preparación, manipulación o conservación errónea de alimentos.

Contaminacion alimenticia

Introducción de Contaminación Genética

La contaminación alimentaria puede producirse y tener su origen en la modificación genética de especies introduciendo cambios en el código genético de especies de plantas y animales que son consumidos por el ser humano y cuya modificación transgénica pasa a través de los alimentos al sistema, con consecuencias impredecibles ya que modifican el sistema celular y aumenta  el riesgo a nivel interno. 

La introducción de los organismos modificados genéticamente en la agricultura y la alimentación, está aumentando la  incertidumbre vinculada a la inserción de genes extraños, con efectos imprevistos, indeseados y de inestabilidad de los organismos  fabricados artificialmente. 

Algunas consecuencias son la aparición de resistencias, la pérdida de la biodiversidad, el aumento de los productos químicos empleados. Lea más del tema en este espacio.

Vías de contaminación alimenticia

Hay muchas personas que son portadoras de enfermedades infectocontagiosas y trabajan con alimentos, es por ello que esta es una de las causas más habituales de este tipo de contaminación con agentes infecciosos. Hay varias enfermedades que se transmiten por la comida con el vector agua entre ellas están: hepatitis A, las enfermedades producidas por Shigella y parasitos como Cryptosporidium parvum y Giardi lamblia. Otra de las vías de contaminación es una interacción de plagas con alimentos  como moscas, cucarachas y roedores. Por último, este tipo de contaminación puede ser producida por cualquier elemento tóxico como pesticidas, materiales pesados, solventes, entre otros que comentamos anteriormente, estos elementos se encontrarán en cualquier bebida o sustancia, aunque también ocurre el caso de que la intoxicación ocurra por un material natural como peces de arrecife o setas venenosas.

Tipos de contaminación alimentaria

Puede ser contaminación física, química o biológica. 

Contaminación Biológica

Esta contaminación se da por el contacto de los alimentos con vectores, como moscas, cucarachas, ratas, entre otros, que llevan  parásitos y microorganismos patógenos que pasan a los alimentos, transmitiendo enfermedades en su mayoría de alto riesgo y letalidad para el ser humano. Conoce más de la contaminación biológica alimentaria aquí

Contaminación Química

La contaminación química en los alimentos, es una de las más peligrosas porque se produce por la introducción de sustancias químicas  tóxicas, productos de limpieza, pesticidas, fertilizantes químicos, que no se pueden detectar de manera sencilla y directa, por lo que puede pasar desapercibida y luego generar importantes signos y síntomas de enfermedad y reacción en el ser humano. Conoce más de la contaminación química alimentaria aquí

Contaminación Física

Conoce más de la contaminación física alimentaria aquí

Causas de la Contaminación Alimentaria

Casi todos los alimentos que se consumen en la actualidad presentan algún tipo de contaminación, una más perjudicial que otras. Un contaminante alimentario es aquel agente extraño al alimento que puede producir algun efecto negativo para la salud del consumidor.

Principales causas de la Contaminación  Alimentaria

La forma cómo se manipulan los alimentos, generalmente desconociendo la higiene y el procesamiento  produce la contaminación de los mismos. Algunas causa se presentan a continuación: 

Contaminación cruzada

Esta contaminación se produce cuando en el procesamiento, utilizando los mismos utensilios para los diversos tipos de alimentos. Se puede dar mezclando alimentos crudos y cocinados, en los cocinados se pueden haber  eliminado gran parte de las bacterias pero en los crudos no, y pueden pasar de unos a otros, haciendo los cocinados peligrosos para la salud. 

Contaminación de origen

Esta contaminación se genera al momento de cultivar los rubros de alimentos en su origen se pueden contaminar, por el efecto de tóxicos ambientales, contaminantes agrícolas y productos ganaderos.

contaminacion alimenticia causas

Contaminación por la manipulación

Este es uno de los tipos de contaminación alimentaria más frecuente. El manipulador de alimentos puede ser el mayor factor de riesgo en la contaminación de alimentos, puesto que está en continuo contacto con los mismos. 

En las buenas prácticas de manipulación de alimentos se busca minimizar los riesgos lo máximo posible, aplicando normas de higiene, tanto en el lugar de trabajo, utensilios, como en la higiene personal. Las enfermedades de los manipuladores, como los resfriados y gripes, pueden pasar a los alimentos.

Agentes infecciosos de la contaminación alimenticia

Hay varios agentes patógenos que están destacados en este tipo de contaminación entre ellos encontramos:

  • Bacterias: las bacterias son unos de los agentes más habituales en este tipo de contaminación. Este tipo de infecciones son bastantes lentas ya que tiene un periodo bastante largo para poder multiplicarse. Por ello, hasta que no pasan de 12 a 72 horas, no aparece ningún síntoma.
  • Virus: los virus que son provocados por infecciones alimenticias también suponen un agente común en este tipo de contaminación. Suelen tener un tiempo de incubación de 1 a 3 días y suelen producir algún tipo de enfermedad autolimitada. Entre los virus podemos destacar: Hepatitis E, Hepatitis A, Rotavirus y Norovirus (antes denominado como virus Norwalk).
  • Parásitos: la gran mayoría de parásitos alimenticios son zoonósicos, entre ellos encontramos: Platelmintos (como por ejemplo Nanophyetus sp. Fasciola hepática, Taenia solium, entre otros), Namatodos (como es el ejemplo de Anisakis sp. Trichinella spiralis, Eustrongylides sp.), Protozoos (por ejemlo Toxoplasma gondii, Giardia lamblia, Entomoeba histolytica, Acanthamoeba, entre otros).
  • Elementos tóxicos naturales: hay varios elementos naturales que son perjudiciales para la salud y producen este tipo de contaminación entre ellos podemos destacar algunos como: Alcaloides, Ciguatera, Grayanotoxina (se puede intoxicar por la miel), Aflatoxinas, Setas venenosas, Tetradotoxina (produce envenenamiento por el pez globo), Alcaloides de pirrolizidina,  Toxinas producidas por el marico, entre varias más

Consecuencias de la Contaminación de Alimentos

Uno de los más grandes peligros para la salud y vida del ser humano en este momento es la contaminación de alimentos. Las personas pueden morir debido a la infección o envenenamiento por los alimentos. 

Cada año,  millones de personas se enferman por consumir alimentos contaminados. Las causas comunes incluyen bacterias y virus. Con igual frecuencia, la causa puede ser parásitos. También pueden ser químicos dañinos, que se encuentran en los alimentos producto de la cantidad de pesticidas utilizados en su producción. 

Los síntomas de enfermedades transmitidas por los alimentos dependen de la causa, las mismas pueden ser leves o severas. Por lo general incluyen: Malestar estomacal, cólicos abdominales, náuseas, vómitos, diarrea, fiebre, deshidratación, dolor de cabeza, debilidad y decaimiento, entre otros. 

La mayoría de las enfermedades transmitidas por los alimentos son agudas y muy peligrosas. Esto significa que ocurren de repente y pueden ser letales.

Se requiere un proceso de diversos pasos  para llevar la comida de la granja, los centros de abastecimiento y luego  a la mesa del consumidor. La contaminación puede ocurrir durante cualquiera de estos tránsitos. 

Por ejemplo, puede sucederle a la carne cruda al momento de matar al animal, a las frutas y verduras mientras crecen o se procesan y son lavadas, a los alimentos refrigerados cuando se dejan en un muelle de carga si hace  excesivo calor y sobrepasan las temperaturas en las que actúan las bacterias de la descomposición. 

contaminacion alimenticia prevencion

Efectos de la contaminación alimenticia

Los efectos que produce esta clase de contaminación son diversos, dependen sobre todo por la cantidad y calidad del toxico ingerido. Normalmente, los efectos comienzan a manifestarse horas después de haber tomado un alimento contaminante, hay muchos efectos entre ellos podemos destacar: fiebre, fatiga, vómitos, diarrea, nauseas, dolor de cabeza y dolor abdominal. Aunque hay varios casos en los cuales el cuerpo se recupera con total normalidad hay otros en los que se enfrentan a enfermedades graves por intoxicación, es más puede llegar al extremo de la muerte sobre todo en ancianos, bebés, mujeres embarazadas o personas que poseen un sistema inmunológico frágil.

La dosis infecciosa de esta clase de contaminación está en la cantidad que se ha consumido, esta dosis depende sobre todo del agente y de otras variantes de la persona que lo ha ingerido como por ejemplo su salud y su edad.

Como se puede observar, este tipo de contaminación no solo se produce por acciones de los seres humanos, sino que hay muchos elementos naturales que también pueden provocar una contaminación alimenticia.

Prevención de la Contaminación de los Alimentos

El primer método de prevención es la educación e información. Por lo que, el consumidor debe educarse para seleccionar alimentos adecuados e inocuos y poder contrarrestar los riesgos que se producen por la contaminación de los alimentos. 

Cómo se puede detectar que  un alimento está contaminado

La comida contaminada casi nunca muestra señales evidentes de deterioro. En los alimentos envasados, es fundamental  mirar la fecha de caducidad indicada en el envase. 

Generalmente, cuando se dan rebajas en los alimentos envasados es porque están cerca de su caducidad, se pueden comprar pero se deben consumir lo antes posible y estar alerta con la fecha de caducidad para evitar la intoxicación alimentaria por alimentos pasados de fecha. Conoce diferentes maneras de prevenir la contaminación alimenticia aquí

Si el alimento está fuera de fecha, la opción más segura es descartarlo, puesto que aunque aparentemente esté en buen estado, puede haber iniciado su proceso de descomposición  natural.

Carnes

Uno de los alimentos que más rápido se descompone y agarra bacterias y parásitos es la carne. Los signos más evidentes de contaminación en la carne es su  coloración, pero tenga en cuenta que cuando tiene el color y olor putrefacto o textura babosa, ya está descompuesta. El proceso de descomposición entra en el mismo momento en que el animal es matado y procesado. En el caso de las aves, lo más habitual es observar una película babosa en la piel y en la carne, acompañada de un olor desagradable, en ese caso al igual que la carne de res debe inmediatamente descartarse, porque ya está descompuesta. 

La carne de res y aves fresca es la que ha sido recién procesada. Bajo ningún concepto consuma carnes que no esten frescas de uno o dos días a lo sumo. Con las carnes congeladas se puede ser un poco más flexible, pero depende del tiempo de congelado. Generalmente como profesionales de la desnutrición se desaconseja el consumo de carnes que no sean frescas recién procesadas. 

Pescados y mariscos

El pescado y los mariscos son uno de los alimentos más tóxicos y con los que hay que tener extremo cuidado. El pescado fresco debe tener las branquias de color rojizo vivo, los ojos del mismo color y abultados y transparentes, las escamas completas y el olor debe ser fresco de mar. Igualmente, el pescado fresco tiene firmes, abundantes y brillantes escamas. 

Cuando las escamas se retiran con demasiada facilidad, es un indicador de que la piel del pescado está blanda y, por tanto, no es fresco. Asimismo, el pescado que ha perdido la frescura tiene las branquias oscuras y de color amarronado, los ojos hundidos y opacos, y las escamas despegadas en partes, un pescado de esta calidad no debe ser comprado así esté en oferta. 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *