¿Cómo podemos evitar la contaminación electromagnética?

Anuncios publicitarios

¿Qué medidas se pueden tomar?

Se conoce a la contaminación electromagnética también como electropolución. Consiste en una exposición alta y considerable a radiaciones generadas por los campos electromagnéticos. Se cree que algunos de estos campos son causantes de alteraciones en los hábitos reproductivos y que pueden llegar a afectar la salud. Dado esto, se establecen algunas medidas que podemos tomar para evitar el contacto con este tipo de contaminación y otras medidas para su precaución:

evitar la contaminacion electromagneticaSe debe procurar reducir el uso de aparatos electrónicos tales como celulares principalmente y sólo utilizarlos cuando sea estrictamente necesario.

Es importante evitar que los menores de 14 años usen de forma habitual los medios electrónicos.

Es necesario procurar alejar el celular tanto como sea posible de la cabeza y el cuerpo, haciendo uso del manos libres. Aun si estos se encuentran apagados.

Se debe evitar colocar aparatos como hornos, microondas, lavadoras y demás, cerca de los dormitorios y habitaciones.

Debemos asegurarnos de que nuestras instalaciones eléctricas no emiten radiaciones que sobrepasan los límites establecidos y recomendados.

Anuncios publicitarios

Las tomas a tierra deben funcionar muy bien y no estar alteradas ni dañadas.

Debemos evitar permanecer por mucho tiempo en lugares cerrados si se tiene aire acondicionado.

Se debe procurar ubicar nuestro lugar de trabajo o de vivienda en lugares cuyos volúmenes acústicos sean altos y excesivos.

Como recomendación, es necesario saber si los edificios donde vivimos o desarrollamos alguna labor, cuentan con antenas de telecomunicaciones, principalmente de teléfonos móviles.

En caso de que la vivienda cuente con materiales en cualquier lugar de basaltos, granitos, cerámicas determinadas o gres, será sumamente necesaria una ventilación sencilla y gradual. Si en los posible podemos evitar el uso de estos materiales, será mucho mejor.

Se deben conocer las principales zonas de riesgo y reconocer que la población más vulnerable, será aquella que cuente con niños, ancianos, mujeres embarazadas y personas enfermas.

te puede interesar:

Anuncios publicitarios

Deja un comentario

*